Gracias por haber hecho que este mundo a veces valga la pena. Por habernos regalado tantos buenos momentos con tu música y tu voz. Por hacernos soñar desde niños a través de todos esos álbumes inmortales. Rainbow Rising… Holy Diver… Heaven and Hell… Long Live Rock & Roll… The Devil you Know… La lista es interminable, porque desde el principio hasta el final has sido el gran maestro. Neon Nights… Rainbow in the Dark… Stargazer… Catch the Rainbow… Tantas y tantas canciones que nos acompañarán para siempre, porque siempre serás inmortal. Cada vez que pienso que nunca he tenido la fortuna de verte, este nudo en el estómago se me aprieta aún más. Que tengas un bien viaje por el arcoiris. Nunca te olvidaremos.

Anuncios